12 de julio de 2013

Está claro que mi misticismo y el forro de tus cojones hacen buena combinación.

23 de junio de 2013


Me pregunto si Van Gogh dudó antes de cortarse la oreja. O si alguien le puso pegas a Dalí al coger un pincel en su mano por primera vez. Quizá a Stevie Ray Vaughan le tacharon de torpe alguna vez por ese acorde mal tocado y a Bruce Lee le aconsejaron que se dedicara a cualquier otra cosa que no fueran las artes marciales.

17 de junio de 2013

Voodoo Child.


Hoy me he levantado de la cama con canciones de Jimi Hendrix, he cocinado con Janis Joplin y paseado por los alrededores al ritmo de Jim Morrison hasta acabar en IKEA. ¿Coincidencia banal o señal del destino subliminal?

28 de octubre de 2012

Como una canción de Al Green.

Esto está siendo realmente, realmente extraño.

He empezado una nueva etapa, y lejos de alegrarme me siento completamente perdida.
Sí, admito que me hice ilusiones. Admito que en mi mente creé un mundo paralelo a este en el cual idealicé todas las situaciones nuevas por las que estoy pasando en estos momentos.
Sé que me lo he buscado yo sola. Si no idealizas, no te decepcionas. Algo fácil de decir y pensar, pero en ocasiones un tanto complicado de llevar a la práctica.

Sin embargo, no creo que ello sea tanto como para sentirme como me siento en estos precisos momentos. Estoy asustada. En realidad, siempre lo he estado ante situaciones nuevas. Me pasó hará hará un año. Me pasó hará no mucho y me sigue pasando ahora. Pero ahora se vuelve más intenso. Lo que antes era una tormenta tropical ha pasado a convertirse en huracán. Un huracán emocional el cual, ahora me doy cuenta, tengo que parar  yo misma. Y eso asusta aún más.

Mientras tanto, sigo en pie.

27 de octubre de 2012

Reflexión aleatoria de un día (no tan) espantoso.


Realmente no sé qué pensar. Ni qué decir. Sólo que el desconcierto a veces es tan grande, que mejor pararse un rato y simplemente respirar.

21 de octubre de 2012

What I am.

Las vidas se cruzan. Unas se quedan en ella para siempre y otras simplemente tienen visado temporal. Los momentos vienen y van. Los sentimientos cambian. Las personas; también.

Todo cambia, todo evoluciona y todo de una manera tan rápida, que percibes casi palpable el mismo movimiento, rompiendo así cualquier ley de física cuántica habida y por haber en este universo.
Y de nuevo aparece ese sentimiento. Esa sensación mezcla de todas sensaciones. Esas ganas de dejarse fluir con el tiempo, llevándote de la mano como una amiga de toda la vida. De nuevo, ese sentimiento de inexperiencia. De expectación ante todo lo que pueda surgir a partir de ahora.

Esta sensación que es vertiginosa. Esta sensación que marea, que te grita al oído palabras que están cifradas en algún idioma abstracto. Esta sensación, que hace que tu Jeckyll y tu Hyde se enfrenten en batallas de vida a muerte cada vez que lo vean oportuno. Jeckyll y Hyde; siempre Jeckyll y Hyde.

Siempre Jeckyll y Hyde.

19 de octubre de 2012

Aquí la gente parece cada día más gilipollas.